El tráfico de barcos fue detenido por una familia de ballenas en puerto de Barcelona

0
144
El tráfico de barcos fue detenido por una familia de ballenas en puerto de Barcelona

El tráfico de barcos fue detenido por una familia de ballenas en puerto de Barcelona. Un significativo número de embarcaciones recreativas que estaban por zarpar, retrasaron sus maniobras

Un pequeño grupo de ballenas entraron en el área de circulación de los navíos, al extraviar su rumbo

Una familia conformada por cuatro ballenas, obligaron este viernes a detener sus maniobras a las embarcaciones de recreación que estaban a punto de zarpar, después de que los grandes mamíferos acuáticos se acercaran algo desorientadas a las naves, pero sin peligro inminente.

La familia de enormes cetáceos, conformada por tres impresionantes adultos de 25 metros de longitud cada uno, acompañados por una cría de 10 mts de largo aproximadamente, fueron detectados cerca de la costa de Badalona, a unas dos millas de distancias por una embarcación perteneciente a la UPGU (Unidad de Playas de la Guardia Urbana).

Ella investigaba una corriente de agua que había influido para que dos personas fuesen llevadas mar adentro unos momentos antes, sin mayores alarmas. El barco de la UP envió una notificación a las autoridades del puerto tras avistar las chimeneas de líquido que las ballenas emitían rítmicamente.

Puerto ballenero Vilanova i la Geltrú

En algunas ocasiones las ballenas, suelen aproximarse a las playas en busca de comida, aunque no es frecuente. En esta ocasión navegaban erráticamente y no se habían percatado de las numerosas naves que iniciaban su salida al mar, aprovechando el buen tiempo, el día soleado y la calma en la marea.

Tras tan peculiar movimiento marítimo, la patrulla de la Urbana, fue cercando lentamente los animales, pero los rorcuales giraron hacia el puerto de Barcelona, lo que hizo se hiciese un poco difícil las maniobras acuáticas, primero nadaron al embarcadero deportivo y de ahí en dirección al hotel Vela.

El nado errático de las ballenas, un peligro para los barcos

La patrulla Urbana realizó una estratégica maniobra la cual permitió que las ballenas lograran desviar su rumbo, y así no tropezaran con los navíos que iban saliendo del embarcadero. Controlando cada movimiento para que no salieran lastimados los cetáceos o dañados las naves. Alertado Salvamento Marítimo, se detuvo el tráfico en esa zona en el puerto de Barcelona, facilitando la adecuada salida de los mamíferos en el agua.

Luego de las primeras escaramuzas que enrumbaron a los cetáceos, todo se alineó perfectamente para entrar en la zona de grandes buques, que les permitió llegar a la escollera, donde se les guió hasta emprender la ruta hacia alta mar. Ya despejada el área del puerto dos horas más tarde aproximadamente, volvió la normalidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here